El fenómeno de las criptomonedas atrae a los ciberdelincuentes

La fiebre del bitcoin no sólo ha atraído a miles de inversores y fondos que han apostado por ésta y otras criptomonedas, sino también a los ciberdelincuentes que han desarrollado un troyano configurado para robarlas y cuya actividad ha ido aumentando a medida que el valor de estas divisas aumentaba, según ha podido detectar Sophos (LSE: SOPH), líder global en seguridad para protección de redes y endpoints.

El nombre de este troyano es CoinHive, que es un cripto minero, es decir, se trata de un software que mediante la resolución de operaciones matemáticas complejas, que requieren un alto uso de procesador (CPU), genera criptomonedas que van a la “cuenta” (wallet) del propietario del cibermafioso.

Este cripto minero aprovecha las ventajas de la tecnología JavaScript (lenguaje de programación interpretado) para extraer criptomonedas ocultándose en prácticamente cualquier página web que lo incluya.

Para entender de qué manera funcionan los cripto mineros, tenemos que tener en cuenta que las criptomonedas no se crean, sino que se descubren, y para ello se necesita la potencia de muchos ordenadores que desde cualquier parte del mundo deben resolver esas complejas operaciones matemáticas. De esta forma, los cripto mineros compiten por sacar a la luz nuevas criptomonedas y conseguir las recompensas que se ofrecen por conseguirlo.




Acerca del autor

Daniel Gutiérrez

Periodista. Escribiendo desde el 2010 sobre tecnología y sobre todo tipo de gadgets.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.